S.D.Eibar

Sin referencias armeras de los hitos más recordados

Córdoba y Jordán pugan por un balón en el último derbi en Ipurua./MORQUECHO
Córdoba y Jordán pugan por un balón en el último derbi en Ipurua. / MORQUECHO

El Eibar no conserva en sus filas ni un solo jugador del equipo que eliminó al Athletic en la Copa ni del que debutó en Primera con Garitano

LETIZIA GÓMEZEIBAR.

Han pasado apenas seis años desde que el 12 de diciembre del 2012 el Eibar, que allá por entonces militaba en Segunda B, logró la gesta de eliminar al Athletic en el último partido copero que el conjunto rojiblanco disputó en el viejo San Mamés antes de que la añorada 'Catedral' fuera derruida. El penalti anotado por Mikel Arruabarrena no solo permitió que el club armero alcanzara los octavos de final por primera vez en su historia, sino que también sirvió para que los azulgranas tomaran un impulso que les catapultó primero a la categoría de plata y al año siguiente al olimpo de Primera.

Pero el fútbol tiene una memoria muy corta y poco espacio para los sentimientos y hoy, solo cuatro años después de haber debutado en la llamada Liga de las Estrellas, el Eibar se ha quedado sin un solo referente de su época más dorada.

DATOS CURIOSOS

12 diciembre 2012
Eliminó al Athletic en el viejo San Mamés.
26 mayo 2014
Ascenso a Primera.
12 premiados
Gaizka Garitano se quedó con la mitad de la plantilla que logró la histórica gesta de subir a Primera.
Cinco supervivientes
Mendilibar apenas contó con dos de los cinco jugadores que se mantuvieron en la segunda campaña.

Dani García y Ander Capa eran precisamente los últimos 'mohicanos' que habían resistido, pero hasta ellos han terminado despidiéndose del club con el que lograron sus gestas más laureadas, para recalar, curiosamente, en el equipo en el que el domingo, a las 16.15 horas, se presentará en Ipurua con la intención de poner fin a su mala racha.

Adiós al romanticismo

El Eibar pudo comprobar en sus propias carnes que la máxima división no concede lugar para el romanticismo. Con el afán de premiar a aquellos que más habían hecho por lograr que el modesto equipo armero obrara el milagro de plantarse en la élite, la entidad azulgrana mantuvo hasta doce de los efectivos que lograron el celebrado ascenso. Xabi, Bóveda, Raúl Navas, Albentosa, Lillo, Dani García, Capa, Errasti, Arruabarrena, Irazusta, Añibarro y Kijera, se vieron jugando frente a los Messi, Cristiano en escenarios tan imponentes como el Camp Nou y el Bernabéu.

El Eibar trató de mantener su esencia en el año de su estreno en la categoría y lo pagó con un cruel descenso en la última jornada por solo un gol de diferencia.

Aprendida la lección y dispuestos a aprovechar la segunda oportunidad que se les concedió tras el descenso administrativo del Elche, la entidad azulgrana dejó de lado los idealismos para llevar a cabo una revolución que le permitiera extender su sueño hasta hoy en día.

Gaizka Garitano fue de los primeros en pagar el pato. El actual entrenador del Bilbao Athletic fue sustituido por José Luis Mendilibar, un técnico que había estrenado su bagaje profesional en esta casa 11 años atrás, y que en ese período de tiempo había adquirido un notable bagaje en la máxima división.

Su criba fue definitiva. De los cinco jugadores que mantuvo de la campaña del debut (Xabi, Dani García, Capa, Lillo y Arruabarrena) tan solo contó de manera habitual con el ya excapitán y el portugalujo, pero por muy drásticas que fueran sus decisiones, han demostrado ser las que el Eibar necesitaba no ya para estar un año más entre los grandes, sino para llegar incluso a asentarse en una categoría en la que ya va por su quinta andadura consecutiva.

Los casi 50 millones de presupuesto que aprobarán sus accionistas el 24 de octubre, demuestran lo mucho que se ha evolucionado.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos