La plantilla armera retorna al trabajo con las miras puestas en Vigo

La plantilla armera retorna al trabajo con las miras puestas en Vigo

L. G. EIBAR.

Ajenos al revuelo que rodea a la entidad o al menos sin que ninguno haya hecho ninguna manifestación sobre la Ciudad Deportiva al margen del apoyo expreso que Mendilibar otorgó hace unos días al proyecto de Areitio, la plantilla azulgrana retorna al trabajo tras disfrutar de la habitual jornada de descanso de los martes.

Diregida ya la pequeña decepción que supuso dejar escapar dos puntos ante el Athletic, el Eibar centrará sus miras en el partido del sábado (18.30 horas) ante un Celta de Vigo, que al igual que los rojiblancos, también viven inmersos en una profunda depresión tras no haber sido capaces más que de conseguir tres de los últimos 18 puntos en disputa.

Los eibarreses, que han sumado cuatro de seis, afrontan esta cita con la moral y la confianza reforzadas tras las buenas sensaciones acumuladas en un derbi que supuso el estreno de Asier Riesgo esta temporada debido a la ausencia de última hora de Marko Dmitrovic por unos problemas en el pubis que se trajo de su estancia con la selección de serbia.

No es una dolencia que entrañe gravedad y, dado que descansó por precaución, se espera que el balcánico pueda volver a situarse bajo palos en Balaídos.

 

Fotos

Vídeos