S.D.Eibar

Patricia Rodríguez: «El Eibar es un club vasco como los demás y el único que no recibe ayudas»

Patricia Rodríguez, en las oficinas centrales del Eibar en Ipurua./MORQUECHO
Patricia Rodríguez, en las oficinas centrales del Eibar en Ipurua. / MORQUECHO

La gerente del Eibar denuncia un trato «discriminatorio» por parte de las instituciones

Letizia Gómez
LETIZIA GÓMEZEIBAR.

Llegó al Eibar en 2014, cuando el club estaba inmerso en el proceso de ampliación de capital necesario para competir en Primera y desde entonces Patricia Rodríguez es la implacable guardiana de una caja que guarda los 34 millones de euros ahorrados que servirán para pagar la remodelación de Ipurua y la construcción de la futura ciudad deportiva. Por ahora, el Eibar se enfrenta solo a ese reto, sin las ayudas institucionales que, según denuncia, sí reciben los otros tres clubes vascos que compiten en su misma categoría.

- Se está exprimiendo al máximo el regalo que supone estar en Primera.

D.N.I.

Nacimiento
San Sebastián, 1982. Tiene 36 años.
Formación
Es licenciada en Administración y Dirección de Empresas, en la especialidad de Finanzas y Contabilidad por la Universidad de Deusto. Tiene un Máster en Gestión Internacional por el ISC Institute Supérieur du Comerce de París.
Trayectoria
Desarrolló toda su carrera profesional en PriceWaterhouseCoopers, una multinacional de consultoría y auditoría.
En el Eibar
Llegó al club en 2014 y en 2016 se convirtió en la directora general del club.

- Más que un regalo es algo que nos hemos ganado. Son años de mucho esfuerzo y nos tenemos que afanar en seguir creciendo para seguir aquí muchos años más. El espíritu de superación que siempre ha tenido esta ciudad se debe trasladar al Eibar. Debemos tener la mente abierta a crecer, sin tener complejos. Podemos ser mucho más grandes sin perder nuestra esencia. Tenemos 34 millones en el banco que debemos invertir para convertirlos en patrimonio, porque no debemos olvidar que si nos vimos obligados a hacer una ampliación de capital que clubes con deudas no tuvieron que hacer fue precisamente porque no teníamos nada en propiedad.

«Debemos crecer sin complejos. Podemos ser mucho más grandes sin perder nuestra esencia»

- Se podría pagar la ciudad deportiva a toca teja.

- Estamos en una situación impensable hace años, pero necesitamos generar patrimonio propio. No solo mejoraría la calidad de los entrenamientos, también la tarjeta de presentación del club, porque ahora nuestras instalaciones suponen un hándicap a la hora de atraer a jugadores de nivel. Con la disponibilidad que tenemos no se entendería que no lo invirtiéramos para tener unos cimientos de cara al futuro.

- ¿Qué cantidades se barajan para su construcción?

- Estamos pendientes de atar todos los contratos. Una vez tengamos todo cerrado, explicaremos con charlas abiertas las posibilidades a los accionistas para que tengan toda la información y luego puedan ejercer libremente su derecho.

- ¿Cuándo lo podrán hacer?, porque el verano se echa encima.

- Más allá de la fecha de la Junta lo que nos preocupa es que todos los flecos previos para presentar los proyectos estén cerrados. No queremos que se nos escape nada. No vamos a correr para llegar a una fecha determinada.

- ¿Tan importante es la diferencia de precio entre hacerlo en una ubicación o en otra?

«Nuestra buena situación económica nos lastra al pedir ayudas; se penaliza la buena gestión»

- La diferencia es muy significativa, por el tipo de terreno, por las instalaciones...En cualquier caso, daremos toda la información en el momento oportuno.

- ¿Se le podrá sacar un rendimiento económico?

- Dentro de los planteamientos que se han ido haciendo para analizar la viabilidad y rentabilidad de esas instalaciones se han estudiado diferentes formas de financiarlas y de sacarles un rendimiento. Hace dos o tres meses tuvimos que rechazar una cantidad importante que se nos ofrecía por un grupo de chavales que quería venir aquí a hacer un campus. Hay un importante nicho de negocio que no podemos satisfacer por no tener infraestructuras.

Competencia desleal

- A buena parte de la masa social no le gusta que pueda ser construida fuera de Eibar y menos en otro territorio, por aquello de las posibles subvenciones que la Diputación de Gipuzkoa no concedería...

- Quizás no estamos transmitiendo bien el mensaje. No sé qué miedo provoca que pueda estar fuera. Somos el Eibar y tributaríamos aquí independientemente de dónde estén ubicadas nuestras instalaciones. Eso no va a cambiar de ninguna de las maneras. Respecto a las subvenciones, ojalá las tuviéramos, pero vemos que el resto de los clubes vascos que compiten en nuestra misma categoría reciben fondos públicos para remodelar sus estadios y nosotros solo hemos recibido una aportación de la Diputación del 10% de lo que nos costó la remodelación de una única tribuna.

- ¿Existe malestar en el club?

- El Eibar es un club de Euskadi, como los otros tres que compiten con nosotros, y es el único que no recibe las ayudas que sí reciben los demás. Ese trato discriminatorio genera una gran sensación de impotencia. La excelente situación económica que tenemos está lastrando la posibilidad de contar con ayudas públicas. Resulta que se penaliza la buena gestión. Somos de los pocos clubes que no han vivido una situación concursal, nadie ha tenido que hacer una quita de nuestra deuda porque nunca la hemos tenido, mientras que otros tienen ayudas de todas las instituciones. Eso nos resta competitividad, porque clubes que compiten con nosotros no están teniendo que asumir los costes de sus obras de la misma forma que nosotros. Aun entendiendo la diferente dimensión de cada club, supone una competencia desleal.

- Hablando de deslealtades. La marcha de Inui supuso un gran golpe para el departamento comercial...

- La temporada pasada hicimos un gran trabajo en Japón. Logramos que la firma Lawson patrocinara el partido ante el Real Madrid y dejaron una puerta abierta de cara a la próxima temporada. Que no esté Inui les echa para atrás, pero tenemos diferentes vías abiertas y este verano daremos a conocer un acuerdo que ya tenemos firmado. Estamos buscando oportunidades de mercado en otros países, como en China.

«En el caso Enrich hay un expediente abierto y debemos esperar a lo que diga la Justicia»

- El 90% de ingresos vienen de las televisiones. ¿Cómo se palía esta dependencia?

- No vale instalarse en la comodidad de pensar que tenemos la televisión. Hay que buscar otras alternativas para crecer. Por eso hay que trabajar mucho el marketing y los días de partido. Sabemos que el modelo ideal es lograr un tercio por cada línea de negocio: televisión, marketing y 'match days', pero nuestro estadio en ese sentido es un hándicap.

- El club ha guardado un mutismo absoluto en referencia al caso Enrich. ¿Qué medidas se contemplan?

- Lo dijimos en su momento. Hay un expediente abierto y debemos esperar a lo que diga la Justicia. Tiene contrato hasta el 30 de junio de 2019 y luego ya veremos qué ocurre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos