Diario Vasco
Jordi Calavera, el día que se presentó la equipación 16/17.
Jordi Calavera, el día que se presentó la equipación 16/17. / ASKASIBAR

s.d. eibar

El S.D. Eibar cederá a Calavera y fichará a otro lateral derecho

  • Mendilibar prefiere que se curta en un equipo de Segunda y pide a la dirección deportiva un jugador de mayor corte defensivo

Cuando quedan menos de dos semanas para que comience la liga, el S.D. Eibar ha decidido ceder a Jordi Calavera a un equipo de Segunda, lo que significa que el conjunto azulgrana tendrá que fichar a otro lateral derecho para suplir su inminente marcha. El jugador, que fue apartado del Nástic el pasado mes de enero cuando saltó la noticia de su compromiso con la entidad azulgrana, no ha llegado a convencer a José Luis Mendilibar -ni en los primeros choques disputados antes de emprender la gira austríaca, ni durante los celebrados durante el 'stage'- por lo que todos han llegado a la conclusión de que la mejor opción para el joven tarraconense es que se curta en alguno de los numerosos equipos de Segunda que han solicitado su cesión.

El anuncio se produjo durante la presentación de Alejandro Gálvez y resultó cuando menos curioso. Fran Garagarza, al ser preguntado si el club tenía la intención de cubrirse las espaldas en la banda izquierda ante la inquietud que ha provocado una nueva lesión muscular de Luna sin ni siquiera haber empezado la temporada, respondió de forma sorprendente. «Para el lateral izquierdo no, pero para el derecho sí». Ante la cara de estupefacción de los allí presentes, acto seguido aclaró que «Jordi Calavera va a ser cedido a un Segunda. Hay varios equipos interesados en él y hemos hecho una valoración el staff técnico, el jugador y yo y todos entendemos que es bueno que salga cedido. Hay opciones buenas y entendemos que para su progresión puede ser una opción interesante para que pueda tener minutos. Nos parece que va a tener más continuidad».

Una larga inactividad

Al ser apartado del Nástic a mitad de campaña, Calavera solo pudo acumular nueve partidos en la pasada temporada, una inactividad que a sus 21 años le ha supuesto un lastre a la hora de dar el salto a Primera, que se ha demostrado prematuro. «Es un jugador del año 95 que viene de jugar nueve partidos en el Nástic y quizás los pasos son demasiado acelerados en su posible rendimiento», admitió Garagarza, quien asegura que el jugador también está de acuerdo. «El chico lo ve bien. Lo fichamos porque era una oportunidad en el mercado, lo mismo que Christian Rivera. Está dando una nota buena pero puede darla mejor saliendo cedido a un equipo de Segunda».

Todavía no hay un destino fijo para el catalán y tampoco se sabe si la cesión será para toda la temporada o el S.D. Eibar se reservará una opción de repesca en el mercado de invierno. En cualquier caso, el joven futbolista abandonará la localidad armera con un billete de vuelta, puesto que tiene contrato hasta 2019.

Esta decisión meditada durante las dos últimas semanas lleva a pensar que el S.D. Eibar ya tiene echado el ojo a su sustituto, un lateral de mayor corte defensivo que el que exhiben Capa y el propio Calavera.

Campaña, en la agenda

El S.D. Eibar también está apurando los días que ofrece el mercado para lograr la incorporación de un mediocentro creador.

Así, el último nombre vinculado al Eibar llega desde Italia, concretamente desde la Sampdoria, donde milita el sevillano José Gómez Campaña, de 23 años, que el año pasado jugó cedido en el Alcorcón.