Mucho juego para poco resultado

El Eibar fue superior pero le faltó concretar las ocasiones que generó para traducir las buenas sensaciones

J.A. REMENTERIA

Ipurua vuelve a darle la espalda. Segunda jornada en su estadio que finaliza con otra decepción, no ya por el juego, sino por el resultado. Una derrota y un empate, un balance inesperado. Realmente a los armeros no les acompañan los guarismos con el merecimiento. Se volvió a repetir lo visto hace quince días: una ocasión del rival, en este cas