Eibar Urko de División de Honor Regional masculino cuyo técnico es Iñigo Pérez.

La fuerza e ilusión de la cantera armera

La construcción de valores y la formación son parte esencial en las directrices de la SD Eibar

J. A. Rementería
J. A. REMENTERÍA eibar.

La SD Eibar cuenta con una cantera de una masa importante, un total de 400 futbolistas repartidos en 18 equipos (incluidos los niños y niñas de la Futbol Eskola) con 80 técnicos. En su presentación, que fue llevada en Ipurua con notable presencia de público, no se hallaba la Futbol Eskola, pero sí el resto de equipos federados, diez masculinos y cuatro femeninos. El CD Vitoria y el femenino de Liga Iberdrola entran dentro del capítulo profesional, por esta razón no entran en esta presentación. Del total de jugadores y jugadoras este colectivo que conforma la cantera armera, un 60 por ciento procede de Eibar y un 72 por ciento es originario de Gipuzkoa. La presidenta Amaia Gorostiza, el director deportivo César Palacios y los coordinadores de las áreas masculina y femenina, Raúl del Pozo y Jordi Torres, respectivamente, encabezaron el evento. César Palacios, en rueda de prensa previa al acto de presentación, pidió a toda la cantera que se mostrara «orgullosa» de los colores que representan y que llevan siempre por delante los valores del club, «dentro y fuera» de los terrenos de juego.

Raúl del Pozo destacó, en un momento de su intervención, que mantienen «buenas relaciones» con los clubes del entorno, buscando fortalecer los lazos en todos los apartados deportivos. Agradeció la prestación de los campos de Zaldibar y Ermua para los entrenamientos de algunos equipos y, por otro lado, el esfuerzo de técnicos y jugadores de la cantera en la pandemia. Por su parte, Jordi Torres resaltó el «rejuvenecimiento» de los equipos femeninos, así como la promoción interna de los entrenadores, algunos de los cuales han llegado ya al primer equipo femenino. Esta temporada, tras el obligado paréntesis por la pandemia, el Eibar recupera el programa Balioak Eraikitzen (Construyendo los Valores), que también se trabajó en la medida de las posibilidades durante la pandemia.