SD Eibar

Eibarreses con el corazón dividido

Integrantes de la Peña Txinbera de Eibar ataviados con camisetas azulgranas y rojiblancas, en la sociedad La Txinbera de Eibar. / MORQUECHO
Integrantes de la Peña Txinbera de Eibar ataviados con camisetas azulgranas y rojiblancas, en la sociedad La Txinbera de Eibar. / MORQUECHO

Los integrantes de la Peña Txinbera de Eibar esperan con ilusión y sentimientos encontrados el derbi en Ipurua |

LETIZIA GÓMEZ SAN SEBASTIÁN.

La nutrida afición que el domingo acompañe al Athletic no serán los únicos hinchas rojiblancos que apoyen a los de Berizzo en Ipurua. Sentados en sus habituales asientos del feudo armero estarán también una buena representación de los 110 socios que integran la Peña Txinbera de Eibar, que son tan eibarreses como los seguidores guipuzcoanos, pero con el corazón teñido de rojo y blanco. No todos se volcarán de lleno con los bilbaínos, porque entre los que respondieron a nuestra llamada también había un par de 'infiltrados' como les llamaron los demás, que dejaron muy claro que «primero somos del Eibar y luego del Athletic, aunque llevemos siguiendo y queriendo al Athletic toda nuestra vida».

«Habría que echarlos», decían entre risas sus compañeros, que en absoluto compartían su opinión y menos ahora que el conjunto bilbaíno se encuentra tan cerca de los puestos de descenso. «De corazón dividido nada», comentaba Guillermo López, un veterano de la peña que lleva desde niño luciendo la camiseta de su Athletic. «Yo he visto jugar a Gainza, Carmelo... los históricos». Nada, ni siquiera el ascenso del Eibar le ha hecho cambiar sus colores por los del equipo del pueblo. «En los partidos ante el Eibar yo siempre quiero que gane el Athletic, aunque luego quiero que el Eibar gane todos los demás».

«Yo al revés», dijo con rapidez Carlos García, que aunque se llama igual que el exjugador que militó en el club de Ibaigane en la recta final de los 90 y principios del 2000, es eibarrés de pura cepa. «Sigo al Eibar desde Tercera, como para no ser azulgrana ahora que está en Primera. Eso sí, siempre he apoyado al Athletic y me sentí muy raro en el primer partido que el Eibar jugó un derbi contra ellos. No me podía creer que estaba animando a otro que no fuera el Athletic».

Los 110 socios de la agrupación tienen su plaza amarrada como un tesoro a proteger

Él fue el único que acudió a la cita en la sociedad, una de las más conocidas y céntricas de Eibar, con la camiseta del Eibar, aunque para las fotos se enfundó una elegante zamarra rojiblanca en la que el escudo de la ciudad trata de arrebatar sin éxito el protagonismo al león ocupa toda la parte trasera.

Se reunirán el domingo en su sociedad desde primera hora de la mañana para cocinar el 'Caldotxori' que ofrecerán a todos que se presenten en La Txinbera, situada en la Calle Zezenbide 7, donde estaba el antiguo cine Capitol. «A todo aquel que venga entre las 12 del mediodía y las dos le daremos caldo y chorizo. Como si viene alguien con la camiseta de la Real, aquí servimos a todo el mundo». Preferencias al margen, asisten con preocupación al mal momento que atraviesa el equipo. «No está funcionando», lamentan y alguno como Guillermo se siente tan pesimista que llega a decir que «llevamos 120 años sin extranjeros, pero igual hay que empezar».

En lo que sí que hay unanimidad es en los halagos dedicados al nuevo San Mamés. «Es espectacular. Quizas hay menos ambiente que en el viejo, pero en los últimos años allí también había bajado. Ver el fútbol de pie era otra cosa».

Vigésimo aniversario

Están preparando con todo el mimo del mundo el vigésimo aniversario del nacimiento de la agrupación, que cuenta con 110 socios y cada uno de ellos tiene su plaza amarrada como un tesoro a proteger. Es el cupo máximo de la sociedad, por lo que los que están en lista de espera tienen que aguardar pacientemente a que alguien se borre, cosa que no suele ser habitual.

Solo hay 19 mujeres, pero resulta que son las que «mandan». La presidenta y la secretaría son dos hermanas, Cristina y Verónica Díez, y aquí «todas tienen perfecto derecho a cocinar, igual que los hombres, aunque no suelen hacerlo». Una vez que se sale, mejor disfrutar de una buena comida a mesa puesta.

Txus Hermosa, el tesorero, es uno de los 'infiltrados' que también prefiere que en esta cita el Eibar sea el que gane, pero mantendrá su preciada silla en la agrupación porque «con lo que cuesta encontrar a alguien que quiera involucrarse en la directiva, como para echar de menos a los que están».

La gran fiesta que pretenden realizar en su vigésimo cumpleaños está fechada para el 8 de junio, que coincidirá con la Fiesta de las Peñas en Gipuzkoa, en la que ejercerán el papel de anfitriones para las 16 agrupaciones rojiblancas repartidas por la provincia. Como no podía ser de otra forma, se están afanando por conseguir traer las 'bilbainadas', para lo que cursarán una invitación a alguno de los grupos clásicos del Botxo, pero también habrá actuaciones de eibarreses y, como no, poteo, comida, trikitixa y buen humor. A partir de las 16.45 de mañana, que gane el mejor.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos