Dmitrovic y Pedro León se llenan de ánimo antes de ser operados

Dmitrovic, durante un entrenamiento de la S.D. Eibar el pasado mes de mayo. /FELIX MORQUECHO
Dmitrovic, durante un entrenamiento de la S.D. Eibar el pasado mes de mayo. / FELIX MORQUECHO

El meta serbio anuncia que estará de vuelta después de Navidad y el murciano confía en recuperar fuerzas lo antes posible

L. G. EIBAR.

Las lesiones son la lacra más temida por los deportistas y más si, como en el caso de Pedro León, se van enlazando una tras otra sin darle opción siquiera a vestirse de corto para sentirse futbolista.

El murciano, muy tocado moralmente, no da crédito a la sucesión de dolencias que está sufriendo desde la temporada pasada, aunque ha querido dejar claro mediante un mensaje publicado en su cuenta de Twitter que esta vez tampoco va a arrojar la toalla. «Hay momentos, en los que no encuentras una explicación a lo que está pasando... en medio de todo eso, solo pienso en intentar volver a hacer lo que más me gusta; jugar al fútbol. El lunes vuelvo a pasar por el quirófano para solucionar esta fascitis plantar», publicó ayer el murciano sin poder ocultar su abatimiento.

También Marko Dmitrovic ha hecho pública una nota a través de Instagram en la que revela que tras dos meses jugando infiltrado, ha optado por someterse al bisturí para que, si todo sale según lo previsto, pueda estar de vuelta para después de las Navidades. «Después de dos meses jugando pinchándome y con dolores fuertes, hemos decidido pasar por el quirófano. Seré operado el miércoles y si todo va bien, después de Navidad estaré preparado para competir. Nos vemos pronto», se despide resignado.

Inmediatamente, ambos recibieron un aluvión de mensajes de ánimo procedentes de sus compañeros de equipo y de profesión, pero también de innumerables seguidores no solo del Eibar, sino también del Getafe y Alcorcón, sus últimos equipos antes de convertirse en jugadores azulgranas, así como de personas que se solidarizan con ellos desde Murcia hasta Serbia.

 

Fotos

Vídeos