El Eibar ha caído ante el Girona en Ipurua./juan herrero

El Eibar ha caído ante el Girona en Ipurua. / juan herrero

Play-off de ascenso a Primera División Se esfuma el sueño para el Eibar (0-2)

Los armeros caen ante el Girona en Ipurua en un partido que se ha ido a la prórroga y se despiden de su objetivo de volver a Primera División

Iker Mendia
IKER MENDIA

No pudo ser. El Eibar se despide de su sueño de volver a la Primera División. Los armeros han caído en Ipurua ante el Girona por 0-2 en un partido que se ha ido a la prórroga y caen eliminados en la semifinal del play off. El golpe ha sido duro, durísimo, ya que los armeros han liderado buena parte del campeonato, pero han sido víctimas de un final muy flojo. La derrota en Alcorcón en la última jornada y esta eliminatoria, en la que no han podido hacer valer el 0-1 de la ida, han sido un auténtico mazazo.

Lo cierto es que el partido no podía empezar de peor forma para los armeros, ya que Borja ha marcado en la primera acción mediante una volea espectacular. Un gol de bella factura, como el de Aketxe en Montilivi. El duelo ha transcurrido en el primer tiempo con mucha intensidad pero pocas ocasiones.

En el segundo tiempo, en cambio, el Eibar ha llevado la iniciativa y ha gozado de buenas ocasiones. La más clara ha sido el larguero de Stoichkov, pero hoy no era el día. El partido se ha ido a la prórroga y, al igual que ha sucedido en el arranque del duelo, el golpe ha llegado enseguida.

Stuani, el veterano incansable, ha marcado al límite en una jugada que se ha tenido que revisar y ha puesto al Girona 0-2. Un resultado que dejaba fuera al Eibar, aunque le valía un tanto. Los de Gaizka Garitano se han volcado en la meta contraria, han colgado infinidad de balones, pero finalmente el Girona ha resistido y se jugará el ascenso en la finalísima ante el Tenerife.

El Eibar acaba la temporada de la peor manera posible. El objetivo número uno era recuperar la categoría. Volver a la élite. Ahora se presenta un futuro lleno de incertidumbres. Porque otro año en Segunda División será duro para todos. Toca reconstruir el equipo de sus cenizas. Hoy se ha esfumado el sueño de volver a Primera.