S.D. Eibar

Deseosos de sorprender de nuevo en el Wanda

Diop, entrenando ayer recuperado del golpe que sufrió el miércoles en la rodilla derecha. El centrocampista ha sido incluido en la convocatoria para el partido de hoy. / MORQUECHO
Diop, entrenando ayer recuperado del golpe que sufrió el miércoles en la rodilla derecha. El centrocampista ha sido incluido en la convocatoria para el partido de hoy. / MORQUECHO

Un Eibar con la confianza y el plantel reforzados durante el parón, ansía volver a puntuar ante el Atlético | Los recién llegados De Blasis y Cucurella son la principal novedad de una lista de 19 efectivos en la que también están Diop y Kike García

Letizia Gómez
LETIZIA GÓMEZ EIBAR.

Culminado ya un parón que ha servido para encajar las nuevas piezas que llegaron el último día de mercado y para saborear la calma que no había tenido hasta ganar el derbi, el Eibar retoma la competición con la visita a un Atlético que siempre se le había resistido hasta que logró arrancarle un punto justo en el cierre del pasado ejercicio en la despedida de Feranando Torres.

En plena hora del clásico vermuteo madrileño, los armeros no descartan dar de nuevo la sorpresa en un Wanda Metropolitano que estará engalanado para celebrar su primer año de existencia. Y es que Mendilibar ha visto tan bien a sus jugadores en esta larga y tranquila semana de entrenamientos que, aparcando su cautela habitual, aseguró ayer que viaja con la sensación de que «si jugamos como hemos entrenado, podemos sacar algo de allí».

No es, ni mucho menos, un sueño imposible, porque ya puso fin a esa utopía en ese último choque ante los rojiblancos, aunque ni por un momento olvida el peligro que entraña un rival ante el que el Eibar casi siempre juega bien, pero que casi siempre le gana, a veces con muy poco. «En este tipo de partidos puede que estés jugando bien y de repente, te sorprenden, te hacen un gol y ya es muy difícil remontar. Ellos no se ponen nerviosos, otros grandes juegan todo el rato igual, pero con éstos es diferente».

Con toda la artillería lista, la duda estriba en saber quién será el acompañante de Sergi Enrich

Aunque tiende a ser relegado al tercer escalón del podio de los colosos, para el de Zaldibar, el Atlético es el que más capacidad tiene para sorprender con un zarpazo. «Entre los tres grandes, parece que el Atlético de Madrid juega menos, pero te sorprende con facilidad. No intentan atacar con 10, les vale con 3 o 4».

Todos a una

Sin embargo, por su caracter más anárquico e impetuoso también ve más opciones de puntuar ante el Atlético que frente a los otros dos eternos aspirantes al título liguero. «Lo más importante es estar atentos y concentrados, pero no solo los que están cerca el balón sino todos. Si somos capaces de tapar bien ahí, podremos sacar algo». Una vez más, la clave reside en la presión, una de las principales armas que ha propiciado que el Eibar siga en Primera por quinta temporada consecutiva.

Seguro que Mendilibar también tiene muy presente que Simeone es el técnico que más veces le ha ganado y, aunque pase lo que pase las estadísticas seguirán siendo desfavorables para él, no cabe duda de que estará deseando sacarse una de las al menos ocho espinitas que le ha clavado.

Para tratar de conseguirlo, el preparador azulgrana se ha llevado a Madrid a todos los jugadores que tenía a su disposición. A excepción de Pedro León, Bigas, Orellana y Calavera, que siguen recuperándose de sus respectivas dolencias, han viajado 19 efectivos, entre los que destacan de manera especial Pablo De Blasis y Marc Cucurella, los dos jugadores que llegaron antes de que sonara la campana del cierre de fichajes, mientras que también ha incluido a Diop, superado ya el golpe que recibió el miércoles en la rodilla derecha, y Kike García, que llega recién salido de una lesión de la que se ha restablecido antes de lo que preveían los servicios médicos del club.

Tras estrenarse con buen pie en el amistoso ante el Toulouse, Cucurella y De Blasis han llamado a la puerta del equipo y no sería ninguna sorpresa que Mendilibar se la abriera, aunque la ausencia de Orellana otorga más opciones de estrenarse de inicio al argentino, que necesitó pocos minutos para marcar su primer gol como azulgrana en el duelo disputado en Aquitania.

Pero dado que Pere Milla ha sido uno de los más descatados en las dos últimas citas se antoja complicado que lo sacrifique, por lo que podría optar por cambiarlo a la banda derecha, donde aún no ha encontrado el inquilino perfecto tras haber probado ahí con Jordán y Hervías.

Las dudas también se ciernen sobre la punta de ataque, donde con toda la artillería lista, solo falta saber quién acompañará a un Sergi Enrich deseoso de estrenar su cuenta, como ya lo han hecho Cardona y Charles.

Las bajas también condicionan a un Atlético que no las tiene todas consigo, puesto que tras proclamarse flamante campeón de la Supercopa, ya ha dejado escapar cinco puntos en las tres primeras jornadas. Al empate inaugural en Mestalla (1-1) siguieron una agónica victoria ante el Rayo Vallecano (1-0) y la decepcionante actuación en Vigo (2-0).

Más

Temas

Fútbol

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos