S.D. Eibar

El S.D. Eibar se queda con la parte positiva del escaso punto

El aplastante dominio ejercido ante el Athletic refleja la capacidad del Eibar para generar peligro pese a que faltara el acierto

L. G. EIBAR.

El Eibar quiere sacar brillo a un punto que, aunque pareció escaso por los méritos realizados por unos y por otros, deja un regusto que ha ido perdiendo el amargor de los minutos posteriores al choque. En caliente, el golpe por tener que resignarse a regalar un empate a un equipo que ni siquiera ofreció ganas de luchar por la victoria escoció mucho, pero con el paso de las horas, los azulgranas han aparcado su decepción inicial y han preferido quedarse con los muchos aspectos positivos que dejó el trabajo que desplegaron sobre el campo.

Se quedaron a un paso de colgarse los laureles, pero una vez más comprobaron que están en la buena senda que conduce al objetivo de la salvación. El equipo fue un bloque sólido y solidario, con una idea clara de cuáles son sus armas a explotar. Sobró un pequeño fallo de marcaje en el gol que anotó Williams tras un balón peinado a saque de Herrerín y faltó una importante dosis de acierto para batir al inspirado meta bilbaíno, pero el dominio se basó en rápidas transiciones que generaron numerosas ocasiones de gol.

La batuta, en buenas manos

Una de las claves del buen rendimiento ofrecido por los armeros radicó en la gran actuación que cuajó Joan Jordán. El joven centrocampista catalán era consciente de que gran parte de la atención se enfocaría a ese duelo tan especial que le iba a enfrentar a Dani García, el gran capitán armero en los últimos años. El de Zumarraga fue su guía durante su estreno en Primera en la pasada temporada y ahora le toca caminar solo con la plena confianza que Mendilibar está depositando en él.

Pero lejos de amilanarse, el de Regencós se hizo gigante y ensombreció por completo al maestro, que se vio fallando más de la mitad de los pases, cuando una de sus grandes cualidades es precisamente que no suele rifar los balones.

Tras su gran partido, Joan Jordán se erige en el nuevo director de orquesta armero

Apoyado en la potencia física de Diop, Jordán aprovechó la cita ante el Athletic para lucirse en su máximo esplendor. Con solo levantar la cabeza ya sabía cómo y dónde tenía que poner sus pases para superar los obstáculos de la medular y acompañar a sus compañeros de ataque para hacer el mayor daño posible.

Tras un inicio dubitativo en el que su asociación con el senegalés no funcionó en el choque inaugural ante el Huesca, el catalán se ha ido asentando en el mediocentro y está demostrando que sus escasos 24 años no son un impedimento para hacerse con el bastón de mando. Tiene buenos escuderos para sacar el mayor partido posible a la gran calidad técnica que atesora.

Mohamed aguanta

Tanto Jordán como el resto de sus compañeros quieren hacer bueno el punto de Ipurua en su visita del sábado al Celta, otro equipo que está inmerso en una severa crisis tras acumular seis partidos consecutivos sin ganar. Pese a todo, el club vigués aseguró ayer que argentino Antonio Mohamed seguirá siendo el técnico del equipo, como mínimo, hasta el choque ante los eibarreses, aunque diversas fuentes apuntan que la entidad viguesa ya tiene un sustituto en mente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos