Con todo su arsenal, salvo por la baja de Esteban Burgos

L. G.EIBAR

Esteban Burgos es el único de los 22 efectivos de la plantilla azulgrana que no está en disposición de jugar, después de que el asturiano Cote ya se haya restablecido por completo de la lesión muscular que se produjo en el penúltimo compromiso amistoso de la pretemporada ante Osasuna.

El argentino no termina de olvidar los problemas que arrastra en su tobillo izquierdo y tendrá que esperar para estrenarse con la camiseta del Eibar en un partido oficial.

Tras incorporarse al trabajo de grupo hace dos semanas, llegó a disputar unos 60 minutos del amistoso que el club armero concertó frente al Espanyol precisamente para que el central pudiera jugar al menos un partido después de haberse perdido los diez de la pretemporada, pero las secuelas que sufrió de un esguince en la recta final de su etapa en el Alcorcón han resurgido y necesita más tiempo para recuperarse.

Cote, en cambio, no participó por precaución en el choque de Atxabalpe, pero dado que realizó prácticamente toda la preparación veraniega con el equipo, está apto para poder debutar ante el Espanyol.