SD Eibar

La vida sigue

LETIZIA GÓMEZ

Como cada año por estas fechas nos toca decir adiós a un buen número de jugadores que han hecho posible que una temporada más el Eibar se haya ganado el derecho a seguir compitiendo entre los grandes, pero esta lacrimógena semana de despedidas deja patente que esta vez se trata de un punto y aparte para el club armero.

La marcha de Dani García y Ander Capa supone el cierre a un glorioso e irrepetible ciclo que ha permitido que una entidad azulgrana que hace solo siete años agonizaba en Segunda B sea ahora una empresa con una facturación millonaria que no ha dejado de regalar alegrías a sus aficionados.

Nos quedamos sin los dos únicos representantes que quedaban, no ya solo de aquel equipo que escapó del pugatorio y que después se plantó en Primera ganando el trofeo como mejor equipo de la categoría de plata, sino también del plantel que compitió por primera vez en la historia en la máxima división.

Se van los dos últimos mohicanos de Ipurua y seguro que prácticamente toda la afición azulgrana siente la misma tristeza que han mostrado ellos a la hora de tener que vaciar la taquilla que ha ido suya durante su larga estancia aquí.

Pero la vida sigue y lo que toca hoy es celebrar a lo grande que, aún sin ellos, el Eibar estará en el bombo del sorteo del próximo calendario. La fiesta de hoy no la debe arruinar ni la lluvia y el frío que se empeñan en no querer abandonarnos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos