Diario Vasco

Situaciones contrapuestas

  • Mientras Mendilibar y los suyos viven casi en una nube, Quique Setién ha pasado del «quédate» en la UD Las Palmas, al «vete ya»

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Los resultados ponen y quitan entrenadores, y mientras que a Mendilibar le han catapultado a lo alto de la tabla y ya hay quien pide para él un busto en el centro de la ciudad, Quique García Setién vive sus momentos más tensos en la turbulenta relación que mantiene con la directiva de Las Palmas. Mientras aquí la afición respira más tranquila después de que el de Zaldibar haya asegurado que la firma de su renovación es solo cuestión de tiempo, en las islas afortunadas han pasado de corear al unísono «Quique quédate», a gritar sin esconderse «Quique vete ya».

El técnico cántabro, que se ha pasado parte de la campaña diciendo que no era feliz en el club amarillo, hace ya semanas que anunció que no seguirá la temporada que viene, pero cada vez son más intensos los rumores que apuntan a que podría perder su puesto esta misma semana si a la derrota sufrida en Balaídos se suma un nuevo revés en Ipurua.

Elogios mutuos

Respecto a esa posibilidad, él se muestra resignado a que su suerte esté en manos de otros. «Es una cosa que no podría controlar. Me centro en trabajar. Voy a preparar el partido ante el Eibar y luego el del Betis; hasta cuando me toque, hasta el final de temporada. Si el club decide tomar una decisión en otro sentido: la aceptaré y nada más. No pasa nada. No voy a perder la vida», declaró.

Aplaude y propablemente envidia la tranquilidad y la ilusión con la que trabaja el técnico armero. «Es de los entrenadores que hay que hacerle un monumento. A la hora de fichar, de gestionar el grupo, el trabajo que hace desde la modestia, la intensidad que ponen sus jugadores. Es un equipo para quitarse el sombrero. Con los recursos que tienen y cómo han crecido a todos los niveles; su labor es digna de elogio».

Mendilibar también devolvió los elogios, porque la UD Las Palmas ha mantenido su bello estilo de juego pese a que ahora mismo se ha quedado en zona de nadie. «Es un equipo especial, diferente al resto. Hay otros que empiezan la temporada diciendo que quieren tener la posesión del balón y jugar en campo contrario y poco a poco cada uno va a su realidad. Éstos siguen con el mismo cuento, en el buen sentido de la palabra cuento, y tratan de hacerlo desde el primer partido de liga hasta ahora».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate