S. D. Eibar

Nano vuelve a tener pie y medio fuera del Eibar

Nano Mesa tiene claro que volverá a salir de la disciplina del Eibar la próxima temporada./DV
Nano Mesa tiene claro que volverá a salir de la disciplina del Eibar la próxima temporada. / DV

En Tenerife dan por hecho un acuerdo con el jugador canario, auspiciado por Joseba Etxeberria

Letizia Gómez
LETIZIA GÓMEZEIBAR.

Fiel a su cita veraniega, el culebrón sobre el futuro de Nano Mesa estrena nueva temporada, con el Tenerife de nuevo como aspirante a llevarse al delantero de La Laguna. Según apuntan en la isla, el canario ya habría alcanzado un acuerdo para volver en calidad de cedido al club del que llegó hace dos veranos, y es el propio técnico Joseba Etxeberria el que se está encargando de tratar de convencer al Eibar para que acceda a la petición del club chicharrero debido a la nula relación existente entre el Eibar y el director deportivo de la entidad tinerfeña, Alfonso Navarro, a raíz precisamente del fichaje del delanetero isleño. Sin embargo, Fran Garagarza ya ha comunicado al elgoibartarra que se mantiene a la espera de que el interés que han mostrado por el ariete algunos de los equipos que acaban de ascender a Primera derive en una oferta concreta antes de tomar su decisión definitiva.

La pretensión del Eibar no es otra que la de lograr el máximo rendimiento económico de un jugador por el que abonó 3,2 millones al club tinerfeño hace dos veranos y que ha ido perdiendo valor después de una infructuosa primera cesión al Levante hasta diciembre y un posterior préstamo al Sporting de Gijón, donde tampoco ha terminado de convencer.

Descartada ya la opción de que el ariete tinerfeño fuera adquirido de forma obligatoria por los gijoneses tras su frustrado intento de ascenso a Primera, el jugador era consciente de que tendría que volver a hacer las maletas para buscar un nuevo acomodo, porque este año tampoco entra en los planes del técnico azulgrana. Y de todos es conocido, porque así se ha encargado él de hacerlo ver desde que llegó a Ipurua, que su máxima ilusión es retornar al equipo donde hace tres temporadas brilló con luz propia al anotar 14 goles.

Hace dos años fue el fichaje más caro en la historia del Eibar pero ha firmado dos campañas mediocres

El club accedería a dejarle ir a Tenerife siempre y cuando no surjan por él ofertas superiores

Compromiso sin ataduras

La llamada que recibió de Joseba Etxeberria aceleró el acuerdo con el Tenerife, que a diferencia del año pasado, esta vez sí parece dispuesto a satisfacer las exigencias del Eibar. Pero el club guipuzcoano, en su afán de revalorizar a un futbolista que tiene contrato hasta 2021, prefiere que el jugador acabe en un equipo de la máxima categoría para que tenga mayor visibilidad.

Por de pronto, el Eibar tan solo se ha comprometido a cederlo al Tenerife siempre y cuando no llegue una oferta superior de un equipo de Primera. Pretendientes hay varios, aunque aún no han puesto cifras sobre la mesa. Lo único que falta, por tanto, es determinar su destino y la cuantía de la operación, porque lo que sí está claro es que Nano Mesa será de los primeros en abandonar el plantel azulgrana, que necesita liberar espacio para poder hacer hueco, entre otros, al recién fichado José Antonio Martínez, el central del Barcelona B al que José Luis Mendilibar examinará durante la pretemporada antes de dictar sentencia.

El que fuese en su día el fichaje más caro de la historia del club, superando con creces los 300.000 euros que el Eibar había pagado por Takashi Inui al Eintracht de Frankfurt, nunca ha estado cerca de triunfar en Ipurua. Su escasa capacidad para adaptarse al clima, a la ciudad y al vestuario azulgrana tuvo una incidencia directa en la acumulación de lesiones e incluso en un ingreso hospitalario a los pocos meses de llegar por un episodio de migrañas, un conjunto de contratiempos que contribuyeron a que el ariete arrojara unos números paupérrimos en su primera campaña. Apenas participó en seis partidos ligueros, solo uno de ellos como titular, en los que marcó un gol, así como otros cinco choques coperos, en los que anotó otro.

El Eibar trató de darle un impulso el pasado verano al cederle al Levante, pero después de nueve partidos ligueros sin ver puerta, el cuadro granota lo devolvió y el club armero tuvo que negociar un nuevo préstamo con el Sporting que incluía una cláusula de compra obligatoria en caso de ascenso.

Dmitrovic admite contactos

Por otra parte, el portero serbio del Eibar Marko Dmitrovic confirmó ayer que ha recibido propuestas para salir del club. «Sé que hubo algunos contactos, pero el verano es largo. Veremos qué sucede», afirmó ayer en su país tras acabar su participación en el Mundial. El Sevilla piensa en él como refuerzo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos