SD Eibar

Luna vuelve al escenario de sus mayores éxitos

Antonio Luna, en el día de su presentación con el Levante. / L.U.D.
Antonio Luna, en el día de su presentación con el Levante. / L.U.D.

Nano Mesa, en cambio, se quedará en Valencia, donde sigue recuperándose del esguince de rodilla que le tendrá dos meses de baja. Junto al andaluz, que abandonó el Eibar en verano, también estará en Ipurua el ex azulgrana Morales

LETIZIA GÓMEZ

Con la de vueltas que da la vida de los futbolistas, no es raro encontrar jugadores que han vestido antes la camiseta del Eibar y que ahora defienden escudos diferentes. Sin embargo, hay algunos que por su carisma o por el rendimiento ofrecido han dejado una huella especial en el club y en la ciudad y ese es el caso de Antonio Luna y José Luis Morales, dos los tres ex armeros que ahora militan en el Levante que el domingo retornan a Ipurua, el escenario donde han vivido algunas de sus mayores alegrías deportivas. El tercero, Nano Mesa, cedido por la entidad eibarresa a la granota hasta el final de temporada, no formará parte de la expedición levantina debido a que sigue recuperándose del esguince de rodilla que se produjo en el partido del pasado fin de semana ante el Getafe y que le tendrá de baja durante los dos próximos meses.

Luna y Morales no solo viajarán, sino que además apuntan a un once inicial al que el lateral andaluz se ha sumado únicamente en tres ocasiones, en las tres últimas del campeonato, mientras que el madrileño ha sido titular indiscutible en todos los compromisos de su equipo, incluido el choque copero en el que el jueves el Levante superó con claridad (0-2) al girona en Motilivi.

Tardía incursión en el once

Después de los incesantes rumores que él mismo alimentó sobre su posible fichaje por el Sevilla a finales de la pasada campaña, finalmente, Antonio Luna se comprometió con el Levante después de que el Eibar y el andaluz no alcazaran un acuerdo para su renovación.

Titular con Mendilibar casi siempre que en condiciones físicas para jugar, tuvo que resignarse a seguir desde el banquillo los seis primeros compromisos de su nuevo equipo hasta que Muñiz le dio la alterativa en el minuto 76 en el duelo en el que el Levante cayó derrotado a manos del Alavés (0-2) en el Ciutat de Valencia.

Su debut como titular se produjo en la jornada siguiente en el feudo del Espanyol (0-0) y repitió de inicio en el último choque liguero en casa frente al Getafe, que concluyó con empate a uno. Tras apariciones en las que el Levante solo ha conseguido sumar dos puntos, aunque el cuadro granota ya venía de cosechar una goleada (4-0) en el estadio del Betis, que cortó un prometedor inicio levantino que les había llevado a sumar sendos triunfos ante el Villarreal (1-0) y Real Sociedad (3-0), y tres empates ante Deportivo (2-2), frente al Real Madrid en el Bernabéu (1-1) y ante su público contra el Valencia (1-1).

De momento, por tanto, el defensa andaluz dista mucho de ser el jugador destacado que sí lo fue en el Eibar pese a que las lesiones solo le permitieron acumular 15 partidos en su primera campaña como azulgrana, mientras que en la segunda mejoró con creces su rendimiento y firmó 25 apariciones ligueras, prácticamente en todas formando parte de los once elegidos.

El andaluz cuenta ya las horas para volver a la que fue su casa y reencontrarse con los que fueron sus compañeros y siguen siendo amigos, en el especial Sergi Enrich, con el que se encontrará por primera vez frente a frente.

El 'comandante'

La cita de Ipurua sigue siendo especial para Morales, pese a que hace ya cuatro años que abandonó el Eibar dejando aquí un pedacito de su corazón tras celebrar el histórico ascenso del Eibar a Primera. n estos años, el extremo reconvertido en ocasiones a lateral ha vivido una salvación con apuros, un descenso a Segunda y el retorno a la máxima categoría, y gracias a la misma garra y entrega que mostró aquí durante su cesión, se ha convertido en el 'comantante' del equipo y el máximo artillero con los tres goles anotados ante Villarreal, Real Sociedad y Getafe.

Bastante peor le han ido las cosas a Nano Mesa, que tampoco estaba teniendo en el Levante los minutos que reclamaba en el Eibar. De hecho, pese a que en verano el club granota perdió por lesión a Roger Martí, que se rompió el cruzado, y que Muñiz no ha confiado en Boateng hasta el choque copero, el tinerfeño tuvo que esperar hasta la sexta jornada para catar sus primeros minutos, y resultó ser uno de los más criticados en la debacle frente al Betis. Tras jugar otra media hora ante el Alavés, fue titular ante Espanyol y Getafe, pero cayó lesionado.

Más

Fotos

Vídeos