S.D.Eibar

«El Eibar se ha ganado el respeto de la Liga y Europa»

Pape Diop, con el balón este sábado en Atxabalpe. /MORQUECHO
Pape Diop, con el balón este sábado en Atxabalpe. / MORQUECHO

Encantado tras el caluroso recibimiento en su debut, Pape Diop apela al «gran potencial» del equipo para que los tres puntos se queden en Ipurua ante el Málaga

LETIZIA GÓMEZ EIBAR.

Pape Diop (Senegal, 31 años) ha sido el último jugador en debutar con la camiseta del Eibar y, pese a que solo dispuso de 17 minutos, ya se siente plenamente integrado en la familia armera. El calor que recibió desde la grada y las buenas prestaciones de la plantilla le indican que su decisión de aterrizar en Ipurua ha sido la adecuada y subraya lo «bien que se hacen las cosas en un club que se ha ganado el respeto de la Liga y de Europa».

Tras dos años y medio militando en el Espanyol, en diciembre se vio obligado a cambiar de aires y, tras decantarse por el Eibar, el pasado sábado le llegó el turno de vivir un nuevo estreno en Primera. En los pocos minutos que estuvo sobre el césped, el senegalés dejó constancia de su calidad con un balón que colgó al área y que Kike García cabeceó fuera por muy poco. No fue un debut soñado como el que vivió su compañero Orellana en Gran Canaria, pero él se sintió «muy a gusto con el recibimiento de la afición, como si ya llevara tiempo jugando aquí».

La derrota es el único pero que puede poner en la corta estancia, pero el centrocampista ya solo piensa en recuperar ante el Málaga los puntos que se escaparon de Ipurua ante el Atlético. «Lástima por la derrota porque creo que merecimos más, pero estoy satisfecho con el debut y con muchas ganas de que llegue el lunes».

«En todos los equipos hay competencia, vine sabiéndolo y trataré de ayudar cuando me toque»

La excelente imagen que los armeros dejaron en la segunda mitad ante los colchoneros le invita a mostrar sin reparos su optimismo. «No es fácil rematar tantas veces como lo hicimos nosotros y eso indica que este equipo tiene mucho potencial. Acabamos con muy buenas sensaciones y eso ayuda de cara al próximo partido».

Y ese siguiente choque supondrá el inicio de la segunda vuelta de la competición ante un rival que se agarra como un clavo ardiendo a la llegada del nuevo técnico, José González. Diop sabe que «un cambio de entrenador en muchos casos es un plus para el equipo que lo sufre», pero también que no es la panacea para todo. Por eso, el Eibar se tiene que preocupar solo de sí mismo, «intentar empezar fuerte, como siempre, sabiendo que es un equipo muy necesitado, pero dejando claro que nosotros también necesitamos los puntos. Queremos seguir con esta buena dinámica. En casa vamos a intentar que los puntos se queden aquí y tratar de hacer un buen partido».

Ha tenido sus primeros minutos, pero es consciente de que la titularidad es cara porque, por ahora, Dani García y Joan Jordán parecen inamovibles. No le preocupa, al contrario, le motiva. «En todos los equipos hay mucha competencia, sobre todo en el medio centro. He venido sabiéndolo y trataré de aportar lo que pueda cuando me toque. Lo importante es el equipo y que todos hagamos lo más posible por ayudar».

Un club serio

Confiesa que la presencia de Mendilibar no es el único motivo que le impulsó a venir. «Coincidí con él en el Levante y sé cómo trabaja y lo exigente que es. Tuve la oportunidad de ir a otros equipos pero me decidí por el Eibar no solo por él, sino porque es un club serio, que lleva cuatro años en Primera, que está haciendo las cosas bien y que se ha ganado el respeto de la Liga y de Europa». De ahí que no le sorprenda «el nivel que ha adquirido el club. Llevo ya diez años en Primera y sé cómo trabajan los equipos y cuando haces las cosas bien se nota».

Los 27 puntos del casillero dan tranquilidad y permiten mirar hacia arriba, pero Diop insiste en que «el equipo debe aspirar primero a salvarse y cuando lo consigamos podremos soñar».

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos