S.D.Eibar

El Eibar apuesta por la anticipación en la estrategia de fichajes de invierno

El delantero conquense Kike García es el único jugador que sobrevive del mercado de enero de la campaña 15/16. / MORQUECHO
El delantero conquense Kike García es el único jugador que sobrevive del mercado de enero de la campaña 15/16. / MORQUECHO

En las cuatro campañas que lleva en Primera, solo en la 16/17 no se recurrió a los fichajes de enero

J.A.REMENTERIA EIBAR.

En su cuarta temporada consecutiva en Primera, el Eibar no ha sido ajeno al mercado de fichajes de invierno que se centra en el mes de enero que está al caer. La excepcionalidad se produjo en la temporada 16/17 en la que no se consumó ninguna contratación, Mendilibar mantuvo su firmeza en los veintidós jugadores que conformaban la plantilla.

La diferencia con respecto a pasadas ediciones es que en el presente curso, la dirección deportiva se ha hecho con los servicios de dos jugadores anticipándose a la apertura del mercado (1 de enero), con el delantero Fabián Orellana (Valencia) y Pape Diop (Espanyol), incluso no se descarta otra contratación. El Eibar ha maximizado e implementado su acción de mercado con una estrategia clara, no ha forzado hasta el límite del cierre como era habitual a lo largo de muchas temporadas. Las incorporaciones de Orellana y Diop se consideran primeras opciones, dos hombres deseados en los que se confía mucho. La buena posición, la llamativa reacción del equipo, colocado en puestos nobles de la tabla, es un atractivo e ineludible compendio, un activo que hace que se esté bien situado a la hora de manejar las leyes de oferta y demanda.

A falta de dos jornadas para cerrar la primera vuelta, la situación es similar a la del año pasado, con la salvedad de las once primeras jornadas donde el balance fue preocupante, pero, una vez revertido aquel contexto, el Eibar mira a futuro y quiere aprovecharse del mercado.

En su primera andadura en la máxima categoría en la temporada 14/15, el Eibar se reforzó con Borja Fernández, que llegaba de la Liga hindú, y trató de incorporar a Rafa Paéz para cubrir la marcha de Albentosa, pero un error administrativo frustró su inscripción, aunque el club tuvo que pagar su nómina los meses que estuvo en Eibar. Algo similar ocurrió en la 15/16 con el fichaje de Kike García, cuyo tránsfer llegó con un minuto de retraso, y es precisamente el único superviviente de aquel mercado de invierno. A pesar de este traspiés burocrático, se reforzó con Radosevic (cedido del Nápoles), Jota (cedido del Brentford) y Ansotegi (Real Sociedad).

En la antesala de Primera, en la campaña del ascenso 13/14, llegó el delantero Mainz, tras su experiencia en Bolivia, y en febrero recaló el portero argentino Matías Ibáñez. La plantilla había sufrido la marcha de Diego Rivas al Elche y necesitaba un guardameta más. El Eibar quiso fichar a Manu Fernández portero del Alcorcón pero finalmente no pudo conseguirlo. Actualmente, el plantel está conformado por 26 jugadores, lo que se entiende que habrá salidas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos