SD Eibar

El club aplaza sin fecha la celebración de la junta de accionistas

L. G. EIBAR.

La Junta extraordinaria en la que el Eibar someterá a votación de los accionistas la ubicación de su futura ciudad deportiva no se pudo celebrar en primavera, como anunció en su día la presidenta, ni tendrá lugar antes de verano, como pretendía el Consejo de Administración. Las vacaciones se han echado encima sin que el club azulgrana haya concretado todos los compromisos que necesitaba para presentar un proyecto con todas sus garantías. En consecuencia, la dirección se ha visto obligada a anular los días que había reservado en el Coliseo para organizar el evento.

Conscientes de que el deseo de gran parte de la masa social azulgrana es que las nuevas instalaciones se emplacen en terreno eibarrés, la directiva se afana en solventar las gestiones burocráticas que requiere la compra del solar de Azitain. Solo entonces podrá dar a conocer los planes previstos para esa ubicación, de forma que los accionistas puedan compararlos con los que se manejan para el emplazamiento de Mallabia y poder así emitir su voto con toda la información en la mano.

No es sencillo anticipar una fecha, ni siquiera para el próximo mes de septiembre, porque el Eibar también necesita tiempo para exhibir y explicar los detalles de cada una de las opciones durante las jornadas informativas que pretende realizar antes de la asamblea.

La actividad seguirá siendo intensa en las oficinas del club, incluso en agosto puesto que el Eibar no puede permitirse el lujo de dilatar en el tiempo la toma de decisión sobre un proyecto que considera clave para el crecimiento de la entidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos