SD Eibar

El Eibar plantea utilizar a Bebé para abaratar el fichaje de Álex Moreno

Álex Moreno, lateral izquierdo del Rayo Vallecano que pretende el Eibar./
Álex Moreno, lateral izquierdo del Rayo Vallecano que pretende el Eibar.

El interés del Rayo Vallecano por volver a contar con el delantero portugués del Eibar puede ser una moneda de cambio para fichar al lateral barcelonés

Letizia Gómez
LETIZIA GÓMEZ EIBAR.

Con la plantilla a rebosar, para que el Eibar pueda incorporar los refuerzos que necesita está obligado a dar salida a algunos de sus efectivos, y el trueque con una aportación económica añadida puede ser el recurso más práctico y eficaz para cubrir algunas de las plazas para las que se busca ocupante. Una de ellas es el lateral izquierdo tras la marcha de David Juncà. La lista de preferencias de los azulgranas para esa posición la encabeza el joven defensa catalán Álex Moreno (Sant Sadurní d'Anoia, Barcelona, 1993). El defensa tiene dos años más de contrato con el Rayo Vallecano y una cláusula de rescisión que ronda los seis millones de euros, una cantidad que los rectores del club armero consideran excesiva. Por ello el Eibar sopesa utilizar a Bebé para tratar de abaratar la operación, habida cuenta del interés de los franjirrojos por el luso, que ha jugado este año cedido en el equipo madrileño, donde ha dejado una grata impresión, y la buena disposición del portugués para retornar a Vallecas.

Aunque la marcha de Inui deja una puerta abierta para que el extremo luso pudiera tener más minutos de los que ha dispuesto desde que se convirtiera en jugador azulgrana en el verano de 2016, sabe que si hasta ahora no ha convencido a Mendilibar, lo tiene complicado para lograrlo en su tercer intento.

En su primera temporada disputó 20 partidos de Liga y seis de Copa, en los que llegó a marcar cinco goles, pero la suplencia se convirtió en su hábitat natural ante su falta de consistencia en el juego. En la recién concluida campaña, el panorama pintaba aún peor, ya que apenas había contabilizado 361 minutos antes de salir cedido en el mercado invernal.

Seis meses después, es consciente de que tiene a Fabián Orellana por delante, que Hervías viene pisando fuerte tras convertirse en la gran sensación del playoff de ascenso con el Valladolid, y que en la otra banda están Pedro León e Iván Alejo. Sin duda, siente el peso del cartel de transferible.

De ahí que la opción de volver a Vallecas, un lugar que él considera su casa porque antes de su reciente cesión ya había jugado allí en la temporada 2015-16, se presenta como la opción más atractiva para Bebé, que ya en diciembre rechazó la posibilidad de fichar por el AEK de Atenas para ir de prestado al cuadro madrileño.

Prefirió bajar un escalón de categoría y volver allí donde disfrutó de sus mejores momentos como futbolista, pese a que los tres goles que marcó y las siete asistencias en los 34 partidos que disputó no sirvieran para que el cuadro vallecano evitara aquel año el descenso a Segunda.

Esta vez ha marcado tres goles y se ha apuntado una asistencia en 17 partidos, que le han servido para lograr la confianza de Miguel Ángel Sánchez Muñoz, Míchel, y ayudar a que el equipo franjirrojo haya podido festejar el ascenso dos años después de haber coincidido por última vez con el Eibar en la máxima categoría.

Caro y solicitado

Por todo ello, Bebé puede jugar un papel fundamental para hacerle un hueco en la plantilla a Álex Moreno. Pese a que en opinión del director deportivo del Eibar, Fran Garagarza, no hay urgencia por apuntalar ese flanco, porque ve en el plantel jugadores polivalentes que podrían actuar en esa demarcación, el Eibar está redoblando sus esfuerzos para lograr que el barcelonés de 25 años llegue a Ipurua.

Pero las dificultades son importantes. Al margen de su alto precio de mercado, el club armero también está teniendo que esquivar el interés que han mostrado por Moreno otros equipos como Girona y Betis, aunque en las últimas horas el cuadro hispalense parece haberse retirado de la puja para centrar sus esfuezos en fichar al solicitado lateral del Celta Jony.

En cualquier caso, la resolución del eventual fichaje de Álex Moreno no se conocerá pronto. Como sucede cuando hay eventos internacionales como un Mundial o una Eurocopa, el mercado está bastante parado a la espera de que los grandes clubes muevan ficha con los jugadores de primera fila, elijan sus descartes y permitan a los demás equipos conocer qué opciones tienen.

El Eibar parte con la ventaja de tener ya el encofrado, las paredes y el tejado de su proyecto ya edificados y que solo le hace falta adquirir unos pocos adornos para darle el toque de calidad que se precisa para lograr el objetivo de permanecer un año más en Primera. Tiene una semana larga antes de que la pretemporada comience a rodar.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos